24
Sáb, Feb
205 New Articles

Refuerza las medidas preventivas ante la nueva ola de COVID

Noticias
Typography

Monterrey, México.-  Desde que se detectó el primer caso de COVID-19 en México a principios de 2020 se han implementado una serie de medidas para reducir los contagios y mitigar riesgos, como el uso de cubrebocas o la vacunación. Sin embargo, como cualquier virus, sigue presente, comentó el doctor Cristóbal Hernández, epidemiólogo del Hospital Clínica Nova que nos explica cómo se encuentra el panorama de COVID en el país.

Hasta el 17 de diciembre de 2023, los casos de COVID-19 en el país se encontraban a la baja, registrándose en promedio entre 2 y 3 casos por semana de manera oficial ante la Secretaría de Salud. Sin embargo, tras las primeras dos semanas de enero se reportó un repunte de 130 casos a nivel nacional, un aumento que, si bien no se compara con los picos de la pandemia, sí representa un cambio significativo.

La Estrategia Nacional de Vacunación contra COVID-19 promovió la vacunación simultánea contra este virus y contra influenza. En Nova, la campaña de vacunación contra influenza arrancó en noviembre, y recientemente llegaron las dosis de la vacuna contra el virus SARS-COV2 al Centro de Vacunación, que corresponden a la última actualización de la marca Pfizer.

“Estamos todavía a buen tiempo porque apenas va arrancando esta ola de contagios por COVID. Específicamente en Monterrey no hay tantos casos como en Ciudad de México, entonces creo que a Nova llega la vacuna en el momento justo para que cuando empiecen a aumentar los casos, los síntomas sean más leves y no haya necesidad de tanta medicación”, dice Hernández.

¿Es la misma variante?

En Sudamérica se detectó una nueva variante en circulación llamada Pirola, la cual fue detectada como una enfermedad respiratoria ajena al patrón invernal, dado que actualmente la región atraviesa el verano. Aunque hasta el momento solamente se han reportado casos en la Ciudad de México, se espera que pronto llegue a Monterrey.

“La vacuna que tenemos nosotros en Nova sí está protegiendo contra esta variante, entonces es importante que podamos estar vacunados para que, si llegamos a exponernos a este virus, podamos tener la inmunidad suficiente para que no nos enfermemos”, explica.

La mayoría de sus síntomas son similares a las otras variantes de COVID como dolor de cabeza, dolor de garganta, dolor de ojos en general, algo de secreción nasal (rinorrea), congestión nasal y sensación de opresión en el pecho, pero sin ser dificultad para respirar. Además, no se presenta fiebre tan elevada ni el cuadro catarral intenso que se presentaba con otras variantes. La diferencia es que, aunque puede ser un cuadro más leve, también puede llegar a ser más molesto porque es constante.

¿A qué debo estar atento?

“Si los pacientes tienen síntomas respiratorios o síntomas en general de alguna enfermedad viral, que no necesariamente todos los síntomas son respiratorios, pero engloban dolor de cabeza, congestión nasal, escurrimiento nasal, dolor de garganta, estornudos, tos o dificultad para respirar, si tienen estos o incluso con algunos otros agregados, lo más conveniente es que antes de automedicarse puedan acudir a una evaluación con el médico”, recomienda.

El médico valorará la gravedad de los síntomas y su compatibilidad con los diferentes virus en circulación, ya que algunos de ellos tienen un tratamiento específico –como la influenza– y otros tienen un tratamiento sintomático que deberá ser adaptado a las necesidades de cada persona, e incluso porque puede llegar a confundirse con alguna reacción del clima.

Recomendaciones para atravesar esta nueva ola

Refuerza la higiene de manos

Todo lo que tocamos ha sido tocado por alguien más –de quien desconocemos su estado de salud–, por lo cual es importante reforzar las medidas de higiene para evitar exponernos a virus. Además del correcto lavado de manos, se pueden utilizar soluciones alcoholadas.

Mantén tus espacios ventilados

A pesar de las bajas temperaturas durante el invierno, el doctor recomienda aprovechar los momentos de calor cuando sale el sol para ventilar la casa y permitir la circulación de aire, para que cualquier microorganismo que pudiera haber quedado estático en nuestros espacios pueda liberarse.

Utiliza el cubrebocas

“Si ya sentimos o sabemos que tenemos alguna enfermedad respiratoria, volvamos a usar el cubrebocas. Creo que ahorita no está mal visto; a mí me parece que más que una situación de estigma debería ser una cuestión de responsabilidad, ya que cualquiera podemos llegar a contraer un virus y no es algo malo, no es algo por lo que se nos deba de segregar ni de juzgar”, dice.El uso de cubrebocas evita el contagio de otras personas, especialmente de los grupos más vulnerables ante este tipo de enfermedades, como los adultos mayores y los niños. Además, protege contra COVID, influenza y virus sincitial respiratorio, algunos de los virus que más están atacando a la población en el país en este momento.

¡Vacúnate!

La vacunación es un paso muy importante, ya que disminuye las complicaciones que pueden desarrollarse por COVID e influenza, como neumonía. El Centro de Vacunación Nova cuenta con vacunas contra ambas, las cuales pueden ser aplicadas simultáneamente, sin necesidad de esperar un lapso determinado.“Cuando la población ya tiene sus dos dosis de vacuna, independientemente de cuál haya sido la marca de la vacuna con la que se vacunaron, y además una de refuerzo, Secretaría de Salud lo recomienda como una vacunación anual, muy similar a como lo hacemos con influenza”, dice.

También recomienda que los pacientes que nunca han recibido una dosis previa de vacuna contra COVID-19 inicien un esquema nuevo, que implica las primeras dos dosis, una dosis de refuerzo a los seis meses y a partir de ahí la dosis anual.

Acude al médico

El personal médico está familiarizado con los diferentes tipos de virus, sus síntomas y la frecuencia con la que están ocurriendo los contagios en nuestra comunidad. En lugar de automedicarse, es recomendable acudir a consulta para recibir un tratamiento adecuado y adaptado a las necesidades de cada persona.“Y no nos esperemos hasta sentirnos muy mal, porque muchas veces cuando nos sentimos muy mal es cuando ya tenemos alguna enfermedad tipo neumonía. Si vamos con el médico a tiempo, él va a poder ayudarnos a que este cuadro se resuelva lo más pronto posible y con la menor cantidad de complicaciones”, explica.

¿Cuál es la diferencia entre COVID e influenza?

Por un lado, la influenza inicia súbitamente: los pacientes pueden encontrarse bien por la mañana y al cabo de 12 horas presentar fiebre, congestión nasal, escurrimiento, ojos llorosos o dolor de cabeza. También pueden despertar con ligero malestar que va empeorando durante el día.

En el caso de COVID, los síntomas son más leves e incluso se van alternando: el paciente puede presentar escurrimiento nasal un día y al siguiente día congestión, puede presentar todos los síntomas juntos o incluso un solo síntoma un día y al día siguiente todos. Además, los síntomas no son tan marcados.

“Si tomamos las medidas preventivas desde ahorita puede irnos bastante bien y no enfrentarnos a una situación que nos saque de balance. No le tengamos miedo a que nos vean lavarnos las manos con alcohol o a que nos vean usando el cubrebocas; creo que habla bastante de responsabilidad más que de estigma o de alguna situación de riesgo”, concluye el doctor.

Para mayor información, Hospital Clínica Nova o consultar el portal www.novaservicios.com.mx