22
Mié, Nov
202 New Articles

OSC, fundaciones nacionales e internacionales y academia e instituciones se vincularán para Reconstruir México

OSC
Typography

El Indesol organizó el encuentro con el que se pretende realizar acciones que fortalezcan el desarrollo integral de las personas afectadas en las entidades devastadas por los pasados sismos.

Ciudad de México.- Ayudemos a Reconstruir México fue el nombre de la reunión encabezada por el Instituto Nacional de Desarrollo Social (Indesol) y que tuvo como fin vincular a organizaciones de la sociedad civil, empresas, fundaciones nacionales e internacionales y dependencias de gobierno, para llevar a cabo iniciativas de reconstrucción de viviendas y apoyar a personas afectadas por los sismos del 7 y 19 de septiembre.

 

Por parte del Indesol, se mencionó que este encuentro es esencial para intercambiar puntos de vista, construir una estrategia de colaboración y conocer a los actores sociales que realizan acciones en materia de construcción de viviendas, ecotecnias, mejoramiento del entorno, propuestas de desarrollo sustentable, potabilización de agua, huertos comunitarios entre otros temas., con el objetivo de fortalecer el desarrollo integral de las comunidades.

Hábitat para la Humanidad México es una organización con 28 años de trayectoria y que opera en 22 estados del país. Su director ejecutivo Gustavo Gutiérrez, mencionó que “lo nuestro es la vivienda como un medio” por lo que se trabaja en el concepto de “producción social de la vivienda y el hábitat como producto de procesos participativos con los que se generan capacidades”.

En este sentido, en la atención a desastres la organización participó como centro de acopio para reunir víveres y más de 60 mil herramientas para Chiapas, la Ciudad de México y Oaxaca. En el proceso de reconstrucción, Hábitat plantea 6 fases, que contemplan la ubicación de las localidades afectadas, alianzas con organizaciones civiles y relación con las comunidades para generar procesos participativos con enfoque de sustentabilidad. Para incrementar su alcance, para la etapa de reconstrucción, la asociación realizará alianzas con 13 organizaciones civiles.

Gerardo Monroy Castillero, director general de Tu Techo Mexicano de Occidente, AC, invitó a las dependencias de gobierno a “apostar por el trabajo de la sociedad civil organizada. Si se invierte en ella, iniciativas importantes pueden crecer y multiplicarse”. La organización cuenta con 14 años de trabajo por la defensa y el ejercicio a la vivienda adecuada. Para apoyar a la reconstrucción, han apoyado en la canalización de esfuerzos de habitantes de Jalisco, así como colaboración con asesoría para dictaminación del estado de las viviendas afectas y diseño de estrategias.

La directora de inversión social del Nacional Monte de Piedad, Marisol Fernández, explicó que los recursos que la fundación invertirá serán para equipamiento de vivienda “es muy importante trabajar directamente con las comunidades y el eslabón fundamental son las organizaciones que trabajan en campo y conocen sus necesidades”. Para lograrlo, invitó a los actores sociales que apoyarán en esta tarea a que se comuniquen con la fundación y expongan sus proyectos “cada año trabajamos con Instituciones de Asistencia Privada, pero en esta ocasión y ante la emergencia, también estaremos vinculados con Asociaciones Civiles”.

Colegio de Ingenieros Civiles de México, Salvador Fernández del Castillo informó que esta institución es una agrupación gremial sin fines de lucro que salvaguarda los intereses de la sociedad en materia del ejercicio de la ingeniería civil y que es el órgano de consulta del Gobierno Federal en la materia.

Explicó que “los sismos en México son una certeza, por ello lo que debemos hacer es prevenir y estar plenamente conscientes que lo que ha ocurrido puede volver a suceder”. Después del sismo del 85, el Colegio coordinó la acción de 21 sociedades técnicas para realizar estudios y esto dio pie a la modificación del reglamento de construcciones, lo cual permitió reducir potencialmente el daño ocurrido el pasado 19 de septiembre.

Ante el sismo ocurrido en la Ciudad de México, el Colegio definió áreas afectadas y se inició la revisión. “Se calificaron las construcciones con colores: rojo (demolición), verde (reestructuración) y amarillo (fallas menores)” no obstante, sucedió que había edificios con varias revisiones que no coincidían”. Por ello, el reto a futuro es trabajar en la elaboración de un protocolo de acción ante estos desastres “hay muchos esfuerzos, muchos voluntarios, pero se debe hacer ordenadamente de tal manera que la acción sea más rápida”.

En el encuentro también participaron representantes de: Centro para la Promoción y Preservación del Medio Ambiente y Sustentabilidad, AC; Ita Ama Flor del Corazón; Adobe Home AID; Fundación Hogares, IAP; CIDTES – Energía y Sustentabilidad; Servicio Desarrollo y Paz Huasteca Potosina, AC; XAH, AC.

Así como la Facultad de Arquitectura de la UNAM; la Universidad Autónoma de Chapingo; la Comisión Nacional del Agua (Conagua); Fundación Gentera; Fundación Merced y Grupo Rotoplás, entre otros.